¿Cuáles son las formas de prevenir que IE abra Edge?

A medida que Microsoft Edge se ha convertido en el navegador predeterminado de computadoras equipadas con Windows 10, hay algunas formas de deshabilitarlo y volver a instalar Internet Explorer como el navegador predeterminado. En el mundo de la tecnología, la seguridad de la computadora es muy importante; hay muchas formas en que los usuarios están preocupados por saber qué pasará con Internet Explorer (IE) si tienen Microsoft Edge como navegador predeterminado. En este artículo, veremos algunas formas de prevenir que IE se abra cuando Edge es el navegador predeterminado.

1. ¿Qué es Internet Explorer y Microsoft Edge?

Internet Explorer y Microsoft Edge son dos programas de navegación web populares creados por Microsoft. La compañía lanzó Internet Explorer en 1995 y Microsoft Edge en 2015, reemplazando a Internet Explorer. Son una de las principales formas de navegar por Internet.

Internet Explorer es un programa de navegación web que se instala de forma predeterminada en la computadora cuando se compra una copia de Microsoft Windows. Cuando se lanzó Windows 10, se incluyó Microsoft Edge como el navegador predeterminado para esa versión del sistema operativo. Estos dos navegadores son los principales y más usados por los usuarios.

Ambos programas cuentan con ventajas y características para mejorar la experiencia de navegación web. Algunas de estas características incluyen compatibilidad con el modo a pantalla completa, una cinta de herramientas personalizable para ajustar el tamaño de la página web, herramientas integradas para inspeccionar y depurar el código HTML, y una API para desarrolladores para crear aplicaciones para la navegación web. Microsoft Edge también cuenta con características incorporadas de seguridad para evitar la instalación de malware y otras amenazas.

2. Los antiguos navegadores IE y sus limitaciones

Internet Explorer y sus limitaciones

Las versiones antiguas de los navegadores de Microsoft, específicamente los IE 6, 7 y 8, tenían varias limitaciones que deben ser consideradas al construir un sitio web. Estas limitaciones, en gran medida, han sido eliminadas con los nuevos navegadores, como Edge. Estas son algunas de las limitaciones del IE antiguo que se deben considerar:

  • Debido a problemas en el diseño de los motores JavaScript de IE, la representación de los objetos JavaScript podía ser errónea.
  • Los navegadores antiguos de Microsoft no soportan los últimos estándares de HTML, CSS y JavaScript. Esto significa que muchas características modernas del navegador no van a funcionar en estos navegadores.
  • Los navegadores IE antiguos no son capaces de interactuar con los últimos protocolos de seguridad, como TLS 1.2, por lo que pueden estar expuestos a los ataques de los ciberdelincuentes.

Compatibilidad con los navegadores web antiguos

Para asegurarse de que su sitio web funcione correctamente en navegadores web antiguos, hay que realizar algunas pruebas detalladas. Para hacer esto, es recomendable usar herramientas como BrowserStack, que permite simular el comportamiento de decenas de navegadores web antiguos, incluidos todas las versiones de IE. Esto garantiza que su sitio web funcione correctamente en los navegadores web más antiguos.

También te puede interesar  ¿Qué pasos hay que seguir para quitar la batería del HP Spectre?

Además de esto, es importante que los equipos de desarrollo prueben cuidadosamente los sitios web para asegurarse de que todas las características funcionen en los navegadores antiguos. Esto garantiza que todos los usuarios, independientemente de qué navegador usen, tendrán una buena experiencia al visitar su sitio web.

3. Comparación entre IE y Microsoft Edge

Internet Explorer y Microsoft Edge son dos navegadores web populares, cada uno con sus propias características y funcionalidades. A continuación se presentan algunas de las principales diferencias entre los dos navegadores.

Seguridad. Internet Explorer no ha sido actualizado desde hace mucho tiempo, por lo que sus herramientas de seguridad no son las más recientes y en algunos casos ya no son siquiera eficaces. Por otro lado, Microsoft Edge es un navegador seguro y moderno, y su defensor de seguridad le permite navegar de forma segura y protegerse de ataques de phishing, malware y otras amenazas.

Experiencia de usuario. Internet Explorer ofrece una experiencia de navegación más degradada, mientras que Microsoft Edge permite una navegación rápida, fluida y fácil de usar. Edge cuenta con un diseño responsive, la capacidad de acelerar la navegación y cargar la web de manera inteligente, además de la función de traducción integrada para ofrecer una experiencia única al usuario.

Compatibilidad. Internet Explorer es compatible con todos los sistemas operativos y navegadores anteriores a Windows 10, pero muy pocos sitios web admiten completamente el navegador. Por otro lado, Microsoft Edge es un navegador moderno y compatible con la mayoría de sitios web, aplicaciones y herramientas web, lo que facilita su uso en todas las plataformas.

4. Pasos simples para evitar que Internet Explorer abra Edge

1. Desactivar el servicio Microsoft Edge

Para evitar que Internet Explorer abra Microsoft Edge, el primer paso es desactivar el servicio asociado para que el navegador Microsoft Edge no se ejecute. Esto es fácil de hacer usando la Herramienta de administración de servicios de Windows. Esta puede encontrar en el Panel de control de Windows. El nombre del servicio a una vez encontrado es "Windows instalador de contenido de Microsoft Edge". Una vez desactivado, no aparecerá ningún mensaje emergente ni se abrirá el navegador Edge.

2. Desinstalar el navegador Edge

Cuando el servicio esté desactivado, es hora de desinstalar el navegador Edge. Esto se puede hacer desde la Configuración de Windows. En la Configuración de Windows vaya a la sección "Aplicaciones". Una vez allí, encuentre el navegador Edge y desinstálelo. Esto hará que desaparezca el navegador Edge del sistema.

3. Restablecer el navegador Internet Explorer

Una vez que se haya desinstalado el navegador Edge, es necesario reiniciar el navegador Internet Explorer. Esto se puede hacer desde el menú "Herramientas" del navegador. Una vez abierto el menú "Herramientas", haga clic en "Restablecer configuración de Internet Explorer ". Esto hará que se restablezcan todas las opciones por defecto del navegador Internet Explorer.

También te puede interesar  ¿Cuáles son los pasos para recuperar mis contactos borrados?

5. Configuración de la configuración del navegador predeterminado

¿Cómo puedo configurar la configuración del navegador predeterminado? Esta es una pregunta común para los usuarios de computadoras que se enfrentan a problemas relacionados con la configuración del navegador web. La mejor manera de abordar esta cuestión es a través de un tutorial paso a paso que explique el proceso y logre una solución eficaz.

Paso 1: Aprender los términos básicos. Cuando se trata de configurar el navegador web, hay ciertos términos básicos que es importante tener en cuenta. Estos incluyen cosas como la configuración del dominio predeterminado, el servidor proxy, los ajustes predeterminados del navegador, entre otros. Los usuarios deben conocer estos términos para poder configurar correctamente el navegador.

Paso 2: Configurar el navegador. Una vez que se haya aprendido los términos básicos, es momento de pasar a la configuración específica del navegador. Esto incluye cambiar la configuración predeterminada, ajustar la configuración de seguridad y la configuración de privacidad. Estos son ajustes importantes que los usuarios deben tener en cuenta, ya que el navegador no administrará automáticamente estas cosas.

Paso 3: Instalar un software especializado. Una forma de asegurar una correcta configuración del navegador es a través de la instalación de un software especializado. Estos programas proporcionan herramientas que los usuarios pueden utilizar para personalizar la configuración, administrar el contenido bloqueado, ayudar a guardar contraseñas y administrar las cookies. La instalación de este tipo de software no sólo brinda seguridad, sino que también facilita el uso del navegador.

6. Métodos avanzados para evitar que Internet Explorer abra Edge

Desinstalar Edge para versiones previas a Windows 10

Si desea impedir que Internet Explorer abra Edge en versiones anteriores a Windows 10, la mejor opción es desinstalar Edge. Esto puede hacerse utilizando el Panel de control de Windows. En el Panel de Control, haga clic en Programas, luego en Programas y características. Desplácese hasta la parte inferior y encontrará el nombre de Microsoft Edge. Busque cualquier referencia a Edge y haga clic en Desinstalar. Esta es una forma segura de garantizar que las versiones anteriores de Internet Explorer no se inicien automáticamente en Microsoft Edge.

Configurar el registro de Windows

Otra forma de prevenir que Internet Explorer abra Edge en versiones anteriores a Windows 10 es a través del registro de Windows. Para ello, debe abrir el Editor del Registro de Windows. Una vez abierto, busque el valor de HKEY_Classes_Root HTTP shellex ContextMenuHandlers Edge. Para deshabilitar Edge, puede cambiar el valor de esta cadena a vacío.

Hospedar los archivos web en una ubicación externa

La última forma de prevenir que Internet Explorer abra Edge en versiones anteriores a Windows 10 es a través de los archivos web. Esto requiere hospedar los archivos .js, .css y .jpg en una ubicación externa. Esto significa que debe subir el sitio web a un servidor externo, como un servidor FTP o un alojamiento compartido. Una vez que los archivos estén alojados de forma remota, deben ser referenciados desde la página en lugar de los archivos locales. Esto garantizará que cuando los usuarios visiten un sitio web desde Internet Explorer, no se abra Edge.

También te puede interesar  ¿Cómo ahorrar memoria sin desinstalar aplicaciones con CCleaner Portable?

7. Conclusión: Use la mejor forma para prevenir que Internet Explorer abra Edge

Desactivar la herramienta de cambio de navegador de Internet Explorer para evitar que abra Microsoft Edge cuando el usuario lo cierre, es el primer paso que hay que realizar para prevenir la apertura de Edge. Esto puede hacerse en solo unos pocos pasos. En la primera fase, se necesita abrir el panel de configuración del navegador desde el menú de Internet Explorer. Una vez abierto, se navegará hasta la sección de "Opciones avanzadas". Aquí, se verán todas las opciones de configuración relacionadas con Internet Explorer, así como la configuración de seguridad. Desde aquí, hay que encontrar la sección "Cambiar el controlador predeterminado". A continuación, se deberá deshabilitar esta función para evitar que Microsoft Edge se abra cuando se cierre Internet Explorer.

Agregar bloqueo al proceso de Edge es otra forma de prevenir que se abra Microsoft Edge desde Internet Explorer. Esto implica bloquear el proceso del navegador en el Administrador de tareas de Windows. Esto evita que el proceso del navegador se ejecute automáticamente en Windows, haciendo que la única manera de abrir el proceso sea manualmente desde el Administrador de tareas. Para acceder al Administrador de Tareas, se necesita ir a la barra de búsqueda de Windows y escribir 'Administrador de tareas'. Una vez abierto, hay que ir a la opción "Uso de CPU" en el menú Procesos, aquí se encontrará el proceso de Edge. Se deberá hacer clic derecho en el proceso y hacer clic en "Bloquear" para bloquear el proceso.

Restablecer la configuración de Internet Explorer al estado predeterminado es un último recurso para prevenir que se abra Microsoft Edge desde Internet Explorer. Esto puede hacerse, nuevamente, desde el Panel de configuración del navegador. Aquí hay que buscar el botón "Restablecer". A continuación, hay que aceptar los términos de uso para iniciar el restablecimiento de las opciones de Internet Explorer a su estado predeterminado. Una vez hecho, la configuración se aplicará y la herramienta de cambio de navegador estará desactivada, lo que impedirá que Microsoft Edge se abra cuando el usuario cierre Internet Explorer. Al buscar y examinar cuidadosamente las diferentes formas de prevenir que IE abra Edge, nos dimos cuenta de que el problema puede ser tratado con muchas soluciones rápidas. Desde desactivar la suscripción de Windows 10 a descartar IE por completo, hay opciones para los que buscan evitar que Edge se abra accidentalmente. Con los consejos anteriores, ahora usted no tendrá que preocuparse más por el desafortunado comportamiento de IE.

¿Te ha resultado útil este post?

Sigue Leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir